miércoles, 20 de septiembre de 2017


OLVIDAR LOS APEGOS, VIVIENDO CON AMOR

¿Por qué si ayer lo fuimos todo, hoy no somos nada?

persona triste

Las relaciones humanas son de lo más complicado de entender y de vivir.
El ser humano es sociable por naturaleza; desde temprana edad buscamos relacionarnos con personas afines a nosotros y comenzar a vivir experiencias a su lado, pero con el tiempo llegamos a crear lazos afectivos tan fuertes que nos hacen desarrollar apegos, antes de que tengamos idea de lo que esto significa.

Existen personas mucho más aprensivas que otras, que al momento de una separación amistosa o de pareja, pueden llegar a creer que quizá no son lo suficientemente buenos(as), y que probablemente sus defectos acaban alejando a todos aquellos que los rodean; esto no es necesariamente cierto, pero para diferenciarlo en este artículo podrás conocer ciertas situaciones que te harán reflexionar a cerca de tu relación con algunas personas.

1.- LA VIDA ES UN CICLO, COMPUESTO DE CICLOS PEQUEÑOS.

ciclos

La vida es una aventura en la cual vivimos muchas etapas distintas, estas son ciclos que llegan a nosotros como experiencias buenas o malas y que tenemos que vivir para crecer y evolucionar en nuestro camino por el mundo.
Cada ser humano tiene sus ciclos individuales, en donde personas que tienen propósitos similares o complementarios conspiran entre sí para lograr su misión en la vida. Pero conforme vamos creciendo y ampliando nuestros horizontes, es probable que nuestro camino se desvíe de lo que teníamos planeado, y esto no tiene por qué ser negativo, al contrario, puede ser que siempre hayas creído que tu vocación estaba en cierto lugar, pero luego por circunstancias de la vida (de estos mismos ciclos) te das cuenta de que realmente quieres otra cosa, y resulta ser tu verdadera pasión, e inevitablemente hay que avanzar.

Tristemente, a veces los apegos afectivos pueden llegar a ser tan fuertes, que nuestro entendimiento no nos da para entender que estos ciclos que llegan de manera natural son parte de nuestra misión y que no debemos resistirnos a ellos, pues dejar fluir con amor estas situaciones nos hará atraer cosas buenas para nuestras vidas; en cambio aferrarnos a permanecer en el mismo lugar, aunque no pertenezcamos más a él, solo nos acarreará sufrimiento y frustración.

Si entendemos que todos somos almas buscando un propósito individual, y que por fortuna nos encontramos en el camino con entes similares a nosotros aunque probablemente de forma efímera, y que hay que dejarlos ser libres y asimismo liberarnos a nosotros, seremos más plenos y felices.

2.-NOS RELACIONAMOS CON PERSONAS IGUALES O CON DEFECTOS QUE DEBEMOS DE CORREGIR EN NOSOTROS MISMOS.

molestia

Probablemente te ha sucedido que alguna persona te cae muy mal, por ciertas actitudes o formas de ser que tú simplemente no toleras. También probablemente te han dicho ''Es que chocan porque son iguales'', y esto tiene algo de verdad.
Según la ley de cargas, polos opuestos se atraen y polos iguales se repelen, pero la psicología de las relaciones humanas y la metafísica espiritual explican que dependiendo de nuestra frecuencia vibratoria, y los defectos que tengamos que atender en nosotros mismos, atraeremos personas que nos harán aprender, que sí queremos, que no y que NUNCA; aunque debemos recordar aquí la frase ''Nunca digas nunca'', y estar abierto a nuevas posibilidades, siempre y cuando estas sean positivas para nosotros.
Así que ya sabes, cuando aborrezcas ciertos comportamientos de tu amigo o familiar, aferrado, malacopa, megalómano etc. echa un vistazo dentro de ti y corrige lo que hace falta.
Esto también aplica para las cosas buenas, como atraer buenos amigos, compañeros de trabajo, pareja y por supuesto tu relación con tu familia.
Todo dependerá de lo que tu interior manifieste de ti mismo(a), y eso es lo que atraerás para tu vida.

Entendido lo anterior, esto significaría entonces que cuando cambiamos nuestro rumbo en la vida o nuestra visión, comenzamos a atraer personas con pensamientos y estilos de vida parecidos, o bien a contagiar a nuestros seres más cercanos con esta forma de pensar, y se quedarán a nuestro lado quienes lo acepten, respeten y decidan seguir acompañándonos en nuestro camino por voluntad propia. Esto quiere decir entonces que del mismo modo repeleremos a quienes ya no encajen con nosotros y esto es bueno, pues ''estará quien tenga que estar''.

3.- DIFERENCIA ENTRE APEGO Y AMOR.

amor

En los puntos anteriores hablamos de los apegos afectivos, y estos pueden muy fácilmente confundirse con el amor, pues tenemos una idea equivocada de lo que amar significa. Esto no siempre es nuestra culpa, esa idea equivocada puede venir desde que nacemos, según el entorno que nos rodee y el tipo de relaciones y experiencias que tengamos en nuestra infancia, de modo que si estas son tristes o de frustración, trataremos de salvaguardar el amor de nuestros seres queridos, a base de los celos y la posesión, y es ahí donde creamos esos apegos.

-El amor es libre e incondicional: ¿Qué significa esto?, que cuando amas a alguien, lo amas por el simple hecho de ser esa persona, con defectos y virtudes al igual que tú, y que ese amor no se basa en qué tanto esa persona haga lo que tú deseas.
Cuando amas a alguien, lo dejas decidir, ser y fluir, basado en sus deseos personales.

Si por el contrario suprimes su voluntad por el poder emocional o afectivo que puedas tener sobre esos seres queridos, para hacer tu voluntad, estarás siendo egoísta y transformarás los sentimientos de ambas partes de la relación, en emociones negativas; una vez que se permite esto, tendrás como resultado un apego emocional que dependerá de si las situaciones te complacen o no y si no lo hacen, el resultado acabará en sufrimiento únicamente para ti.

El apego esta basado en el miedo, miedo a ''perder'' a una persona, a no ser lo suficientemente bueno(a), a fracasar, a comenzar de nuevo, etc. Todo esto se resume en miedo al cambio, y el cambio es una constante que no podemos evitar, si aceptamos esto con amor y dejamos fluir, los apegos dejarán de gobernar nuestra vida.

4.- PARA RECORDAR Y CONCLUIR:

amigos felices

Tal vez ahora que leíste esto, estés un poco confundido(a) a cerca de tus relaciones y lo que has venido haciendo hasta ahora. Si te diste cuenta de que quizá estás actuando de manera incorrecta, no te preocupes, nunca es tarde para comenzar a cambiar nuestros hábitos, y basta con querer hacerlo para lograrlo. Recuerda que cada día es un nuevo comienzo y que si caes siempre puedes levantarte.

Piensa también que tus actos y tu manera de vivir pueden influir en terceras personas, pero siempre te afectará directamente a ti, esto incluye cualquier tipo de sentimiento, bueno o malo. Por lo tanto si es algo negativo las heridas serán personales.

Aquí una pequeña reflexión que puedes llevar contigo para recordar el camino del amor y el desapego:

El amor cura heridas, no las hace. No hay heridas de amor.
El amor es libre, nunca aprensivo.
No hay amor "verdadero", porque ser verdadero es una cualidad del mismo amor.
Es incorrecto decir "amor del bueno"; el amor es bueno por naturaleza.
Amor es ausencia de miedo.
Amor no es cuestión de pasiones.
Amor no se identifica con ningún significado externo, pues ''amor'' es el significado por excelencia del mismo.

 

 


Redacción: Alejandra Portillo Ulloa

eliteMéxico.